Asamblea zona chilena en proceso capitular 2022

La Zona de Chile desea compartir con ustedes los días vividos desde la fraternidad, alegría y gozo de estar juntas nuevamente en la comunidad de Peñalolén. Es hermoso reunirnos nuevamente con las hermanas que nos acogen con cariño y gratuidad.

Iniciamos la Asamblea Zonal año 2022, el viernes 15 de Julio, convocadas por la Coordinadora Zonal Agustina León Huerta, quién junto a Margarita Estévez Ramos y Teresa Rodríguez, van guiando el encuentro de manera activa y entusiasta.

Llegamos desde la ciudad de Coyhaique y de Colina, bajo el marco espectacular de la Cordillera de los Andes, nevada y bella. Son días fríos pero el calor de la hermandad nos cobija y estamos alegres.

Este primer día acogemos la vida de cada hermana y comunidad, reconociendo  vínculos y relaciones generadas con cada una, la importancia y relevancia que tienen las demás en nuestras vidas, tomando su completud Vida-Muerte. Desde aquí  tomamos consciencia de aquello en lo que tenemos que crecer, de todo lo bueno que nos habita y nos da identidad carismática.

El segundo día, sábado 16 de Julio la comunidad de Peñalolén nos inserta en la Asamblea, desde las raíces de nuestra vida carismática, y de la fiesta de la Virgen del Carmen, Patrona y Reina de Chile. Tenemos muy presente a las personas de nuestras comunidades parroquiales, y la Virgen es el marco de referencia para seguir dando gracias a Dios porque “Ha estado grande con nosotras y estamos alegres”. En este día nos acompaña de una manera especial Santa Bonifacia a través del texto: “Bonifacia: Mujer que creció en Edad, Gracia y Sabiduría” de Agustina León Huerta. Texto que expresa en estos tres ámbitos, las vías de crecimiento y madurez de la madre Bonifacia desde su adolescencia a la edad adulta. En el compartir de la Asamblea somos testigos de cómo su vida es siempre novedad, nos conduce por caminos nuevos, nos invita vivir en la madurez de la plenitud humana, pues ella es “capaz de procesar hasta las más duras etapas de su vida, desde un cierre con “manos llenas”. Es plenamente consciente del proyecto que la integra de forma armónica y plena. por eso puede exclamar: “Tu providencia y mi fe mantienen la casa en pie”.

Los temas desde la mañana van preparando el camino a ser conscientes del llamado a crecer en Edad, Gracia y Sabiduría. En cada uno de apartados vimos elementos esenciales que pasamos a compartir:

EDAD: percepción confiada, arraigo, exploración, creatividad resiliente, intuición, trascendencia.

GRACIA: Potenciación de dones y talentos, relación con Dios encarnado, Dios que nos habita y atrae en múltiples formas.

SABIDURIA: Práctica del bien, discernimiento y saber “cuando” es el momento oportuno.

La vida es saber agradecer, vivir desde los sentimientos activos que son gratuidad, alegría y confianza.

En una sencilla dinámica, expresamos nuestra valoración a cada hermana, escribiendo en un papel pegado a su espalda, lo que vemos más significativo de su vida, sus dones, lo que nos ayuda, lo que descubrimos como regalo de Dios. Es un momento lleno de emotividad y donación. Al final expresamos nuestros agradecimientos por las palabras de cada una. Valorarnos nos hace bien.

Y como Zona chilena  brindamos por la vida, por la acción del Espíritu en nosotras y por el crecimiento que Dios posibilita cada día. Reconocemos nuestros arraigos a la tierra, a las personas, a las situaciones que nos hicieron crecer y ser quienes somos.

Mirar lo bueno, lo que tenemos, no lo que nos falta es una metodología novedosa, novedosa. Nos moviliza y saca lo mejor para ponerlo al servicio de las demás.

Finalizamos el día con la eucaristía presidida por el padre Orlando Torres. párroco de la comunidad Cristo Redentor, a la cual pertenece la comunidad de Peñalolén.

El domingo 17 de julio, la comunidad de Coyhaique nos invita a recrear el Taller, poniendo nuestra mirada en Bonifacia, hacedora de Bien, y modelo de plenitud, de humanidad para crecer en edad, gracia y sabiduría. Somos invitadas a contemplar la Vida y Misión de cada comunidad. Comenzamos recordando el proceso Capitular que vive la Congregación a través de la Metodología “Indagación Apreciativa” de Miriam Subirana.

La Coordinadora Zonal, Agustina León Huerta, nos recuerda el proceso asumido por la Congregación desde una mirada apreciativa e integrativa de la vida, donde el FOAR visualiza nuestras fortalezas, oportunidades, aspiraciones y reconocimientos, a nivel personal y comunitario. Luego Agustina León Huerta, nos invita a entrevistarnos en parejas con un documento: “El poder de una pregunta poderosa y generativa”. Es un momento de escucha activa, contemplando a las demás, sin emitir juicios, dar consejos o tratar resolver situaciones. Luego nos transformamos en periodistas con una “Guía para la entrevista en la conversación de feedback apreciativo”. Este ejercicio nos prepara para acoger la vida de la Zona, la novedad que cada comunidad representa, las invitaciones, sugerencias, sueños, deseos que tenemos para seguir sembrando el carisma en la Zona de Chile. Volvemos a mirar nuestros Proyectos Apostólicos Comunitarios, que ordenados corregidos y adaptados a las nuevas realidades en contexto de pandemia, son la forma concreta que cada comunidad-taller contagia el carisma en los diferentes lugares.

Y con estas imágenes de cada comunidad-taller reunida en torno a los Proyectos Apostólicos Comunitarios, queremos compartir con ustedes por medio de los sentimientos activos (gratitud, alegría y confianza), el tesoro de nuestra espiritualidad, don para nosotras y regalo para la Iglesia. Gracias a cada hermana por su compartir generoso y gratuito. Nos preparamos así a los Ejercicios Espirituales en proceso sinodal que tuvimos a continuación.

Compartir:

Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp

4 comentarios

  1. Gracias hermanas de la Zona Chile por su compartir profundamente sororal. Que la alegría, gratitud y confianza se consoliden en el corazón de cada una y así los sueños expresados y compartidos se harán realidad. Mil bendiciones .

  2. Lo vuestro es construir sobre el fundamento de Nazaret. Sois conscientes que tenéis trigo y cizaña, pero también sabéis que el amigo ha dicho que no la arranqueis ni la vuestra ni la de los otros. Hacéis muy bien cultivar el trigo. De su fruto comereis el pan de la fraternidad.
    Llenad de cariño vuestros momentos y aprended de San José la melodía que hermana la oración y el trabajo.
    Enhorabuena.

  3. He disfrutado mucho con este modo tan gráfico y concreto de comunicación. Rezo para que continúeis en esta línea. Que N. P. s. José os siga protegiendo y animando. Os rezo y os quiero. Un abrazo fuerte. Pilar Mateos.

  4. Nos alegra ver el entusiasmo el dinamismo y la creatividad como nos comunican la vivencia de su asamblea.
    La alegría compartida hace mas grande el cariño y la fraternidad.
    Un abrazo y nuestras oraciones desde la comunidad de Villaverde Bajo: Ernestina, Lourdes ,Isi Carmen y Conchita

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Nuestra Revista